Emma Dobigny fue una de las modelos favoritas de Jean Baptiste Camille Corot y la que posó para el Baño de Diana (La Fuente). Posó también para Degas y para otros artistas. A Corot le gustaba por su vitalidad, cualidad que para otros pintores era un defecto pues la consideraban incapaz de permanecer quieta. 

Se cree que el óleo fue pintado en compañía de Oudinot, discípulo de Corot, sin que se conozca si la compañía significa que ambos utilizaron la misma modelo o que Oudinot intervino de alguna manera en la elaboración del retrato. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.